A 20 días de dejar su cargo, el gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo, pidió al presidente Andrés Manuel López Obrador que “no castigue a Michoacán” y le ayude cumplir con los maestros, con los recursos para pagarles, pues llevan dos quincenas sin cobrar su salario.

En medio de las marchas y bloqueos de los maestros a las vías del tren, Aureoles envió un mensaje al presidente López Obrador y señaló que el problema del pago en tiempo y forma al magisterio continúa porque el gobierno de México “no ha cumplido con el compromiso que hizo con Michoacán, pues el recurso que ha enviado ha sido insuficiente y no se ha concretado la federalización de la nómina educativa, lo cual es necesario”.

“Una vez más, les recuerdo que el problema educativo en Michoacán inició en 1992, cuando se estableció en un convenio que la Federación se haría cargo del 91% del recurso y que el gobierno del estado aportaría el 9% restante, porcentaje que a la fecha ha crecido a un 20%”, justificó Aureoles.

En el video que difundió en sus redes, el mandatario michoacano dijo que el adeudo a los maestros ha crecido dede entonces, y que los intentos por resolver de fondo la situación no se han concretado.

“Debo decir que, desde el inicio de mi gobierno hasta el 2018, la Federación envió más de 16 mil millones de pesos para cubrir los compromisos con el magisterio, pero durante el gobierno del presidente López Obrador solo se han recibido 8 mil 500 millones de pesos, lo cual es un golpe fuerte para el estado”, enfatizó.

“Por eso le pido nuevamente al presidente López Obrador que le cumpla a Michoacán y al magisterio, pues solucionar un conflicto de estas dimensiones nunca será posible sin el gobierno federal. Gobierne quien gobierne el estado, la federalización de la nómina se debe concretar”, finaliza su mensaje.

Con información de Proceso