Al menos cinco personas fueron asesinadas en las comunidades de Guerrero Grande y Mier y Terán del municipio de San Esteban Atatlahuaca en el transcurso del día sábado, según un comunicado del Centro de Derechos Humanos y Asesoria a Pueblos Indígenas (CDHAPI), donde señalan que los hechos ocurrieron luego que un grupo armado de aproximadamente 70 personas con armas de grueso calibre atacaron ambas comunidades.

En el ataque murieron Marcos Barrio Avendaño de 80 años de edad, Marcos Quiroz Reaño de 65 años, Tomás García Barrios de 41 años, la señora Paulina Sandoval Bautista y Teodoro Velasco Sandoval de 95 años, estas dos últimas personas de la tercera edad, perdieron la vida al encontrarse dentro de su vivienda y que fue quemada por el grupo armado.

De acuerdo a la CDHAPI, las agresiones comenzaron la noche del día 21 de octubre del 2021, cuando fueron quemadas 25 casas en la comunidad de Ndoyonuyuji municipio de San Esteban Atatlahuaca.

Por esa situación, refiere un documento emitido por la organización, diversas familias se encuentran en la situación de desplazamiento forzado interno, y en este momento al menos 25 de ellas se encuentran refugiadas en las instalaciones del INPI en la ciudad de Tlaxiaco, en calidad de desplazados.

Pedro PAROLA | Cuarta Plana