El periodista de espectáculos Gustavo Adolfo Infante narró el “secuestro” liderado por el Rey Grupero, el cual resultó una broma pesada por parte del influencer. Sin embargo, el también columnista manifestó su molestia ante dicha acción.

Y es que el presentador del programa “De Primera Mano” afirmó a la revista Tv Notas que fue citado por el exnovio de Cynthia Klitbo y por Pedro Moctezuma quienes le habrían hecho una invitación para que él condujera un programa nocturno de entrevistas.

Infante detalló que ambos personajes le ofrecieron conducir la supuesta emisión, y para ello le ofrecieron una cita para afinar los detalles del proyecto, en unas oficinas en la colonia Polanco, en la Ciudad de México.

Sin embargo, Moctezuma llegó tarde al encuentro y Rey Grupero no asistió. Posteriormente, entraron un grupo de aproximadamente seis personas armadas quienes estaban vestidos totalmente de ropas en color negro, así como con máscaras de payasos.

De acuerdo con lo relatado por el periodista, los sujetos dispararon hacia el techo y lo sacaron de la oficina, además, comenzaron a amedrentarlo.

“Empezaron a disparar hacia el techo, llegaron directo hacía mí, me taparon la cara con una tela negra, a empujones me sacaron de ahí y me empezaron a amedrentar”, relató Infante.

El columnista añadió que los secuestradores le dieron un recorrido en una camioneta por cerca de dos horas, mientras él experimentaba bastante miedo. Incluso llegó a pensar que perdería la vida.

Después mencionó que le quitaron la venda que tenía en la cara y vio a un hombre que le apuntaba con una pistola directamente a la frente. Gustavo Adolfo suplicó por su vida y después recibió un pastelazo por parte del Rey grupero.

El periodista de espectáculos refirió que aunque el influencer le explicó que se trataba de una broma, él le dijo “yo no me llevo”. Añadió que tuvo una arritmia y sufrió diarrea después de este episodio, por lo cual buscará demandar a los responsables.

“O me pagan una buena indemnización o voy a llegar a donde tope, los voy a demandar. Si tienen que pagar con cárcel, que lo hagan. […] Por eso les voy a pedir 500 mil pesos si quieren que firme o los demando, pudo ser intento de secuestro”, sentenció el periodista.

Con información de Radio Fórmula