El expresidente de España, José María Aznar, se burló del mandatario mexicano, Andrés Manuel López Obrador al defender la importancia histórica de la nación española.

Durante la Convención Nacional del Partido Popular celebrada en Sevilla, afirmó: «en esta época en la que se pide perdón por todo: yo no voy a engrosar las filas de los que piden perdón, no lo voy a hacer, lo diga quien lo diga».

En medio de aplausos risas y ovaciones, Aznar también se mofó del nombre del tabasqueño.

«Dice que España tiene que pedir perdón, ¿y usted cómo se llama? Yo me llamo Andrés Manuel López Obrador. Andrés por parte de los Aztecas. Manuel por parte de los Mayas. López es una mezcla de aztecas y mayas…»

Recordemos que esta semana el papa Francisco a través de una carta pidió perdón a México por los pecados de la conquista y los errores cometidos por la Iglesia católica durante la evangelización.