Redacción Oaxaca Político

Dos sujetos identificados como los presuntos responsables del asesinato del activista social Rodolfo Díaz Jiménez, cometido el pasado 2 de noviembre, fueron aprehendidos y vinculados a proceso por un Juez de Control, informó la Fiscalía General del Estado de Oaxaca (FGEO).

Se trata dos masculinos identificados por las siglas B. R. R. y T. R. R., quienes son señalados por la instancia de procuración de justicia como los probables homicidas, y quienes fueron aprehendidos por Agentes Estatales de Investigación el pasado 20 de noviembre.

Tras su captura, los presuntos homicidas fueron presentados ante la autoridad judicial por el delito de homicidio calificado con ventaja en agravio, cometido en jurisdicción de San Baltazar Loxicha, en la región de la Costa.

Según la causa penal número 91/2020, los hechos se suscitaron el 2 de noviembre pasado, cuando la víctima y otras personas viajaban a bordo de un vehículo de motor sobre la carretera a Santa Martha Loxicha –perteneciente al municipio de San Baltazar Loxicha- cuando fueron interceptados por los imputados B. R. R. y T. R. R.

Acompañados de otros sujetos, los presuntos responsables quienes les cerraron el paso a las víctimas y agredieron con disparos de arma de fuego, privando de la vida a Rodolfo Jiménez.

Ante estos hechos, la FGEO, a través de la Vicefiscalía Regional de la Costa, inició una investigación gracias a la que logró identificar, aprehender y presentar ante el Juzgado de Control a los probables responsables.

En la audiencia y luego de validar los datos de prueba proporcionados, el Juez determinó vincular a proceso B. R. R. y T. R. R., imponiéndoles la medida cautelar de prisión preventiva oficiosa y otorgando tres meses para el cierre de investigación complementaria.

San Baltazar Loxicha es un municipio que se rige por Sistemas Normativos Indígenas (Usos y Costumbres) y que desde la elección de 2019 arrastra un conflicto electoral, en el que se anuló una primera asamblea comunitaria y en la segunda quedó como ganador Atenogenes Jiménez Martínez, mismo que no es reconocido como presidente municipal por una parte de la población.

Ante dicha inconformidad, le elección fue impugnada por un grupo de pobladores primero ante el Instituto Estatal Electoral y de Participación Ciudadana de Oaxaca (IEEPCO), luego en el Tribunal Estatal Electoral (TEEO) y finalmente en el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, que en julio pasado confirmó la validez de la elección.

Rodolfo Jiménez, el activista asesinado, era uno de los ciudadanos inconformes con esta elección e incluso participó en protestas para exigir al IEEPCO que se retirara la constancia de mayoría a Atenogenes Jiménez Martínez, alegando que el órgano electoral invalidó la primera asamblea en la que resultó electo Gerardo Alvaro García.