El gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat, afirmó que en el caso del crimen del joven Alexander Martínez, habrá castigo y se ejercerá todo el peso de la ley, adelantando además que ante los abusos de autoridad de las policías municipales estudia una reforma de ley para desaparecerlas.

El joven de 16 años murió luego que, según la autoridad, un funcionario policial disparó en su contra al confundirlo con un delincuente.

“Este es un hecho lamentable, desafortunado, donde quiero decirle a todo el pueblo de Oaxaca, que demandare al fiscal de justicia que se aplique todo el peso de la ley, sin titubeo, contra todos los responsables”.

“Por que no es justo lo que ocurrió, Alexander tenia todo el futuro por delante y quien le cegaron la vida tendrá que pagar”.

Murat adelanto que ya esta discutiendo con su consejero jurídico una reforma de ley para replantear la función que realizan las policías municipales en los ayuntamientos.

“En casos como Oaxaca, estos cuerpos de policía municipales están totalmente rebasados y estamos discutiendo la posibilidad de desaparecerlos, para que al frente de la seguridad en los municipios queden los cuerpos de seguridad estatal y la Guardia Nacional bajo un mando único”. Con información de Milenio.

Por Adair MP