Debido que todas las actividades gubernamentales y educativas se encuentran suspendidas por segunda semana consecutiva, los taxistas de la ciudad de Oaxaca comienzan a abaratar sus costos.

“Central-ADO $8.00 x persona”, es el letrero que lucen parabrisas de varias unidades del servicio de alquiler, entre ellas del sitio “Antequera”.

Y es que de acuerdo con los propios trabajadores del volante, tienen que llevar la cuenta del dìa a sus patrones pero además obtener su sustento diario, lo cual es prácticamente imposible al día de hoy.

Desde el pasado lunes 23 de marzo, la actividad en las oficinas de los gobiernos estatal, federal y municipal, prácticamente se redujo al mínimo; además, las clases en todos los niveles educativos se suspendieron.

Ello por el aviso y exhorto de las autoridades de los Servicios de Salud de Oaxaca y de la Secretaría de Salud federal, para que la gente no salga a las calles y evite así contagiarse del coronavirus, lo que ha repercutido en nula presencia de personas en la ciudad y en el estado.

Por ello, los ruleteros no descartaron en movilizarse con el propósito de exigir apoyos al gobierno del estado y al gobierno federal, pues al terminar su turno, no juntan ni siquiera la cuenta para el patrón.

Con información de Juan Martínez Ferra 

Por Adair MP